Recogida de agua pluvial

El agua es nuestro medio de vida más valioso.

La recuperación de agua de lluvia para aprovecharla en los hogares es una técnica que hoy en día no necesita instalaciones complicadas ni una gran inversión económica. El proceso es muy sencillo: La lluvia que cae en el tejado se canaliza, pasa por un filtro y termina en un contenedor. El agua de lluvia es ideal para regar el jardín, porque no lleva necesario, ni cloro ni ningún otro producto químico. También existe la opción de aprovechar esta agua para usos domésticos como el inodoro, la lavadora o el lavavajillas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies